Las lecciones del COVID-19: diseñando interiores multifuncionales

El estado de alarma para hacer frente al corona virus en España se decretó el 14 de Marzo 2020, hoy se cumplen 47 días en confinamiento. Hemos sido testigos de cómo el uso de nuestros hogares ha cambiado a lo largo del tiempo. Salones que se convierten en gimnasios, habitaciones habilitadas para trabajar desde casa, conferencias con el ruido de background de los niños, cocinas muy frecuentadas, espacios para todo tipo de momentos y la re valorización absoluta de los balcones y las terrazas...


Desde hace ya un tiempo los expertos en tendencias nos vienen avisando de cómo cambiarán los interiores en el futuro, moviéndose hacia un sistema donde prime la flexibilidad. Ya en la feria Habitat de Valencia 2019 había descubierto la arquitectura del futuro: tabiques con carriles que se desplazan para dar pie a distintos usos en distintos momentos del día, personalmente lo veía como algo muy lejano, aunque debo decir que cada vez veo ese 'futuro' más cerca.


Los espacios deberían adaptarse a nuestro estilo de vida, y no nosotros adaptarnos al espacio. Los interiores, bien planificados, tienen el poder de amplificar nuestras actividades y adaptarse a nuestros cambios de uso y también de gustos. Por ello, hoy te hablo de formas de aumentar la flexibilidad de los espacios en tu hogar HOY, el futuro más inmediato.


Para crear espacios multifuncionales espero encuentres de utilidad los siguientes consejos.


1. Piensa en la doble funcionalidad


Siempre planifica para darle al menos dos funciones a un mismo espacio. Por ejemplo, en la habitación descansamos y a menudo leemos, trabajamos o nos conectamos a las redes.

Existen numerosos muebles en el mercado que permiten transformar su función, aunque la mayoría invierten sus esfuerzos en la cama: ese espacio muerto durante el día. Camas que descienden de la pared o del techo y de día se convierten en zonas de trabajo o áreas de recreación. Encontrarás soluciones tanto para los adultos como para los más peques, pudiendo convertir su habitación en zona de juego de día (ej-mediante una litera) y así liberar otras zonas comunes del hogar.


Más allá del mobiliario, pensar en qué usos le darás a la estancia te abre un sinfín de posibilidades, desde preparar tu entorno acústicamente para ello, hasta planificar de la forma más óptima el almacenaje de tu vivienda.


2. Crea vida!


Crear distintos rincones, ya sea de trabajo, o simplemente decorativos y con plantas te dará vida! es un punto de estímulo visual.

Maximizar el espacio que ofrece la pared es imprescindible. Existen por ejemplo las mesas desplegables o escritorios flotantes que ofrecen zonas de trabajo adicionales durante el día idóneas para espacios pequeños.


3. Divide espacios de forma flexible